top of page
  • Foto del escritorclasedepilatesonli

Cómo empezar a entrenar desde cero

5 consejos para coger una rutina de ejercicio diario


¿Cómo empezar a hacer deporte si nunca has hecho ejercicio? ¿Cómo empezar a entrenar si ya llevas muchos años en los que no has hecho nada? Quizá llevas sin una rutina de ejercicio desde el colegio, si llevas mucho tiempo teniendo una vida sedentaria o no incluyendo de alguna manera el ejercicio en tu día a día te puede resultar bastante retador volver a retomar ese hábito. Pero tranquilidad, estoy aquí para ayudarte, así que en este blog vas a encontrar 5 consejos que te van a ayudar a dar esos primeros pasos.


1. Empieza poco a poco:

Seguro que esto ya lo sabrás pero, ¿a que cuando te pones un reto de comenzar algo normalmente pones más de lo que realmente luego podes cumplir? Muchas veces dices “venga voy a empezar y voy a hacer todos los días una hora de ejercicio”, y luego realmente no tienes esa hora en tu día a día para invertir en hacer ejercicio. Quizás no es cosa de tiempo y es más cuestión de hábitos. Pasar de 0 a 100 en el primer día es complicado, así que ponte retos que realmente puedas ejecutar.


Es verdad que hay algunos estudios que dicen que hay que hacer un mínimo de ejercicio de 30 minutos al día, pero ponte en situación: no has hecho ejercicio en mucho tiempo, así que para que tu cuerpo se empiece a adaptar a esos cambios, tienes que ir paso a paso para que se vaya reestructurando tu musculatura a esa dosis de ejercicio. Así que si partes de cero, diez minutos al día pueden ser geniales para empezar a tener ese hábito de hacer ejercicio y eso hará que tu cuerpo genere endorfinas, que te sientas cada vez mejor y te motivará para cada día poner un poquito más de tiempo a esa rutina de ejercicios.


2. Haz bien la técnica:

El control es uno de los principios básicos de Pilates. Así que es importante que sigas todas las indicaciones que te va dando el profesor, por eso yo hablo tanto en las clases, porque es interesante que sepas dónde está cada músculo de tu cuerpo para que no te lesiones.


3. Lleva un seguimiento de logros y recompensas:

Hazte con un cuaderno bonito y escribe cómo te sientes ahora y cómo te quieres sentir después. Si ahora mismo no te sientes con agilidad para subir unas escaleras, jugar un partido de fin de semana, ir al monte con tu familia… escribe cómo te sientes ahora y cómo te quieres sentir. Es muy poderosa la visualización y además, cuando vayas cumpliendo los logros que te has propuesto, date recompensas. Esas pequeñas recompensas que tu cerebro asocia con que el ejercicio son algo positivo. Ojo, también es importante que no te compares con nadie, cada uno tiene su proceso vital, cada uno está en un momento de su vida, así que, si tú en este momento tienes ya la conciencia de empezar a hacer ejercicio, que tu comparación sea con tu yo anterior para que cada día crees tu mejor versión.


4. Disfruta del proceso desde el amor y no desde el miedo:

Esto significa que cuando vayas a hacer ejercicio intentes sentir un amor profundo por tu cuerpo tal y como es a día de hoy, quiérelo, ámalo, da las gracias por tener un cuerpo que te deja alimentarte, trasladarte de un sitio a otro, que te deja vivir con alegría, que te deja experimentar en este momento de tu vida, que te deja sentir, agradece tu cuerpo tal y como es ahora y disfruta del ejercicio. Hacer ejercicio desde el miedo y desde el “tengo que hacerlo para no enfermar” lo único que va a hacer es liberar hormonas como cortisol y adrenalina que no benefician para nada a tu cuerpo.


5. Ten un plan:

Te voy a dar varias opciones de lo que puedes hacer a partir de ahora:

  • Quieres empezar desde cero pero no has hecho Pilates nunca o no has hecho ejercicio en mucho tiempo: descárgate la guía gratuita para empezar Pilates en casa desde cero. Aquí vas a tener paso a paso todo lo que necesitas saber para empezar y cómo puedes armar tu plan de entrenamiento personalizado.


  • “Mira a mí no me líes, no tengo mucho tiempo, tengo una vida súper ajetreada y quiero algo fácil dime por dónde empiezo y ya está”. Si es tu caso puedes empezar por mi primera clase de Pilates. En esa clase vas a encontrar unas bases super fáciles y sencillas que puedes hacer para empezar a entender esto del método Pilates. Seguida a esa harás la segunda clase de Pilates para asentar los conceptos básicos, y después entra en la lista de Pilates para principiantes para que vayas ejercitando tu cuerpo poco a poco con clases súper sencillas y fáciles.


  • Si ya hacías ejercicio pero por diversos motivos llevas una etapa en la que no lo has hecho, para volver al hábito puedes realizar el reto de 21 días haciendo Pilates en casa. Son clases muy cortitas entre 5 o 10 minutos al día durante 21 días, ideal para volver a ese hábito, a esa rutina.

Elijas la opción que elijas, te invito a que cuando acabes tu propio proceso, entres a formar parte de la Tribu Pilatera. Si te has descargado la guía gratuita ya estarás dentro de la newsletter en la que cada semana mando una información nueva y mensualmente os mando el calendario de ejercicios con el que ya tienes el plan para todo el mes organizado, para que cada semana trabajes toda la musculatura de tu cuerpo y no tengas que pensar nada. Descargas el calendario, haces clic en el día que toca y disfrutas del Pilates.




Ya tienes toda la información que necesitas así que ahora a pasar a la acción. ¡Empieza ahora!

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page